sábado, 26 de diciembre de 2020

Saga Metroid 2D: Esto es lo que me he encontrado


Uno no lo puede jugar todo. Hay muchos factores, pero sobre todo el tiempo y el dinero es de lo que no siempre dispone uno para sus aficiones. También es importante el gusto personal de cada uno y los juegos que te atraen más que otros. En mi caso, siempre he sentido bastante indiferencia con la saga Metroid. Y es que, como suele ocurrir con tantas otras cosas, una mala experiencia puede lastrar tu opinión de lo que puede ser toda una grandísima saga de juegos, como lo es Metroid. Por fortuna, y como he dicho en otras ocasiones, hoy día tenemos a nuestro alcance muchísimas posibilidades para poder jugar a aquello que, por los motivos que fuesen, no pudimos o no hicimos caso. Emuladores, everdrives, Raspberrys, maquinitas chinas... Y es que, aunque esto suene raro, después de muchos años, he "descubierto" la saga Metroid, y la experiencia ha sido memorable.

Creo que siempre me ha gustado el concepto que plantea Metroid. El problema fue lo que jugué en los 8 bits de Nintendo. A Master Blaster, por ejemplo, que sigue las pautas de Metroid, sin embargo, lo tengo en un altar. Pero a Metroid de NES lo tengo como un juego que siempre se me atragantó desde el minuto uno. Es más, creo que hoy día ha envejecido muy mal, ya que, aunque su jugabilidad sigue siendo algo que sentó las bases de un género o sub-género denominado hoy día como metroidvania, aquella primera experiencia me sigue pareciendo muy rácana tanto en gráficos como en jugabilidad. Y encima sin mapa. Hay que coger papel y lápiz e ir dibujando el camino para no perderte. Eso y los saltos de Samus, que me siguen pareciendo insufribles. Menos mal que años después se hizo un remake para GameBoy Advance, y la cosa cambió. Empezaremos por ahí:

Metroid (NES) / Metroid Zero Mission (GBA)

El primero que sentó las bases también es el primero que he logrado terminar, pero eso sí, en su versión de GBA. Éste sería el de la "sopresa" final, cuando descubres que el protagonista no era lo que te esperabas. Un gran remake muy bien adaptado para la portátil y que se juega hoy día tan fresco como cuando se lanzó. Eso sí, con mapa en la parte superior derecha de la pantalla y todo muy bien adaptado, me ha encantado. El diseño de los mapas es muy bueno y la adquisición de mejoras (armas, bombas, correr...) está realizada de manera muy correcta. En este sentido nos encontramos ante un juego muy bien equilibrado, que sabe jugar muy bien con el plataformeo, la acción y los jefes finales. Es complicado apartar la vista de este Metroid, porque te mantiene enganchado en todo momento, hasta el final. Lástima que esta adaptación del original de NES no hubiese sido así de completo... en la propia NES. Porque he intentado jugarlo en una de mis NES y... lo siento pero no lo soporto.


 

Metroid II (Game Boy - 3DS - AM2R)

De todos éste me parece el más flojo en todos los sentidos. Y no sé muy bien por qué Nintendo reeditó para 3DS esta versión. A nivel del diseño del mapa es el menos "original", por decirlo así. Y el hecho de que la caza de metroids sean siempre los mimos le quita bastante encanto. Supongo que por las propias limitaciones de un cartucho de Game Boy, no pudieron hacerlo mejor. Aun así, roza un nivel de notable, todo sea dicho. La versión que he jugado ha sido la AM2R (Another Metroid 2 Remake) para PC, obra de unos aficionados que han hecho un trabajo excelente. Como es obvio, no cuenta con la licencia de Nintendo (para estas cosas la gran N es muy recelosa con sus licencias), pero en mi opinión es la mejor versión jugable a día de hoy, sobre todo si te gusta el estilo de los gráficos 16 bits. Es como jugar a Metroid II en una SNES. Además, viene traducido al castellano y soporta el pad de Xbox 360 de manera automática. 



Super Metroid (SNES)

El mejor Metroid de corte clásico/2D que he jugado. Con razón tanta gente lo tiene en tal alta estima. Me ha parecido una obra maestra. Si no roza la perfección poco le falta. Es todo: el diseño del grandísimo mapa, los efectos gráficos de la SNES, los gigantescos jefes finales, la evolución de las mejoras de Samus, el control, la libertad... Y lo que más me llama la atención es su rejugabilidad. El mapeado te indica por dónde no puedes pasar, pero eso no impide que tú puedas descubrir caminos ocultos alternativos para avanzar y/o obtener equipación y armamento de manera "anticipada". Pocas veces he visto un diseño de niveles tan inteligente como en Super Metroid. Me atrevería a decir que incluso hoy día no hay muchos metroidvanias modernos que se acerquen a este nivel de maestría de diseño. Sin duda es el "top" de la saga, al menos bajo mi punto de vista. Ojalá fuera un cartucho asequible para obtenerlo en físico, pues piden unas burradas inasumibles para mí. No voy a dar 90 ó 100 euros por un cartucho suelto. Me queda el consuelo de haber jugado en una de mis SNES con el Everdrive y en tele de tubo.



Metroid Fusion (GBA)

O también llamado Metroid 4 según reza el propio título en pantalla del juego. Sigue un poco la estela de lo que fue Zero Mission, pero éste título a mí me ha gustado menos. A su favor tiene el tema de que, a nivel argumental, es más extenso y preciso. Con líneas de diálogo de la propia Samus Aran y de una especie de IA que le indica lo que va ocurriendo y hacia dónde debe ir. Se nos indica exactamente el punto hacia donde tenemos que dirigirnos, pero no el cómo. No está mal para quienes se inicien en la saga, es de mucha ayuda (sobre todo si os hacéis de la ROM con traducción al castellano), ya que te ayuda a sumergirte un poco en el "lore" de Metroid. Lo malo es que este es un Metroid que se me ha hecho algo tramposo en su dificultad. Demasiadas sorpresas inesperadas al otro lado de la puerta, para que te maten, no te enteres de qué demonios ha pasado, y tengas que volver a cargar la partida desde una sala de guardado. Y a nivel de diseño de mapas me ha parecido algo flojete. Al final me ha dejado cierto gusto agridulce.


 

Y esto sería a modo de breves resúmenes lo que me he encontrado jugando a esta saga, en lo que refiere a su corte clásico 2D. Me lo he pasado en grande la verdad, porque es un estilo de juego que, a pesar de que lo he descubierto hace pocos años gracias a la escena indie, me ha gustado siempre. Así que, como digo, para mí ha sido todo un descubrimiento, sobre todo la versión de SNES, que me parece una auténtica obra maestra. Ahora me queda otro escollo que superar: la saga Prime. También jugué a alguno de Wii y 3DS y no me hizo mucha gracia, asi que tendré que intentar de nuevo descubrir qué ofrecen estas versiones en forma de FPS que tanto ha encandilado a la gente. Sin ir más lejos, se espera la cuarta entrega para Switch con muchos fans esperando a que Nintendo se ponga las pilas, después de reiniciar el proyecto. Os inivito a que, si no lo habéis hecho, juguéis esta genial saga como lo he hecho yo. Como se suele decir: nunca es tarde si la dicha es buena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario