martes, 14 de junio de 2016

E3 2016: Microsoft va a por todas y Sony se centra en sus exclusivos



Apenas han transcurrido unas horas desde que finalizaron las conferencias de Sony y Microsoft. Después de visualizar ambas, y como poseedor de una PS4 y una ONE, me queda una sensación de ligera satisfacción tras lo visto. No me han parecido unas conferencias tan trepidantes como las de 2015, pero sí que agradezco, una vez más, la disposición de ambas compañías de ofrecer un espectáculo con ritmo muy veloz y yendo al grano, sin tener que aguantar demasiados discursos (que aun así los ha habido) presumiendo de quién la tiene más grande o cuáles son los números de ventas. Por contra, EA y Ubisoft no pueden presumir de lo mismo. Sobre todo la conferencia de Ubisoft, que se hizo desesperadamente eterna.


Como reza el título de este post, Microsoft ha ido a por todas, sin miedo y sin esconder casi nada. Aunque se filtró unas horas antes, presentó su modelo slim, Xbox ONE S, y anunció sin reparos que están inmersos en el desarrollo de lo que se conoce como "Project Scorpio". Y me quedo con una frase de Phil Spencer: "Nadie se queda atrás". Ojalá así sea, pues la mayor preocupación de los usuarios, con tanta consola nueva tempranera, es que los que nos hemos dejado una pasta en sus máquinas actuales, quedemos relevados a un segundo plano. La nueva consola de los de Redmond presume, de momento, de ser lo más potente realizado jamás. Y alardean con orgullo de sus 6 teraflops.

Xbox ONE S, además de ser hasta un 40% más pequeña, contará con un disco duro de hasta 2TB, estará preparada para las resoluciones 4K y contará con un mando rediseñado con un agarre mejor acabado. Además de esto, han anunciado el servicio Play Anywhere, que permite jugar al mismo juego en PC y ONE, sólo comprando uno de ellos. Una iniciativa bastante interesante que intenta masificar en un sólo elemento, el componente jugable entre dos plataformas distintas. Evidentemente, es un punto más en la estrategia de Microsoft para meternos Windows 10 por las buenas o por las malas. En lo que respecta a juegos, me quedo con ese espectacular Gears of War 4, con la sorpresa final del viejo Marcus Fénix. En otro post comentaremos los vídeos de los mejores juegos...


Sony ha ofrecido una conferencia que tampoco ha resultado tediosa. A diferencia de Microsoft no ha querido mostrar nada de NEO, nombre en clave de su próxima consola. Esto ya se sabía de antemano, pues ellos mismos anunciaron que no hablarían del tema en el presente E3. Pero que nadie se engañe, de aquí a final de año algo tienen que mostrar, pues ahora mismo son los únicos que no se han pronunciado a cara descubierta con este repentino (y odioso) cambio generacional de consolas que se va a producir en 2017. En vez de esto, de centrarse un poco en el hardware (de hecho yo esperaba que tanto Sony como Microsoft se iban a centrar mucho en el hardware) ha preferido algo igual de loable, y satisfactiorio, de cara a nososotros, los usuarios: juegos exclusivos.

Era un secreto a voces, pero por fin hemos visto el nuevo God of War. Se llamará así, como un nuevo reinicio de la franquicia. Lo visto me ha parecido muy bueno, pero me van a tener que explicar muy mucho lo que pasa a partir de God of War 3 con aquel final tan abierto y que daba pie a otras posibilidades. De momento no se sabe nada. Hideo Kojima y su ego son dos cosas que no caben en una misma habitación, y como muestra ha sido la presentación de Death Stranding, con un teaser interesante pero que de momento dice poco o nada de cómo va a ser lo nuevo de "tito Koji". Y no me olvido de lo nuevo de Quantic Dream y ese imponente Detroit Become Human, que seguirá en la línea jugable de sus títulos más relevantes, como Heavy Rain y Beyond Dos Almas, aunque el hecho de tomar decisiones parece que va a estar más logrado que nunca en este juego.

Y señores, apunten una fecha: 25 de octubre de 2016. Si no hay retrasos, y esperemos que después de 7 años no los haya, por fin saldrá The Last Guardian. La que apunta a ser la nueva obra maestra de Fumito Ueda se ha mostrado con un breve vídeo que sin embargo deja a entender un poco qué es lo que va a motivar, en un principio, que el niño y el "grifo" compartan aventura. Sólo con un par de frases ya podemos deducir por donde van a ir los tiros. Esperemos que sea el juegazo que todos queremos que sea, y que, insisto, respeten la fecha que acaban de dar. Por otro lado quería dejar constancia de lo que me ha llamado la atención de lo último de Insomniac: Spider-Man. Primer juego que desarolla este estudio que no es de "fabricación propia". Y ojo, que tiene buena pinta y todo.


Antes de todo esto, EA se ha querido sacar la "chorra" con Battlefield 1. Bueno, si nos quedamos con los trailes, sí que lo ha hecho un poco. El problema vino después, cuando un montón de "celebridades" de todas partes del globo (youclowns españoles incluídos) disputaron una partida 32 vs 32 del modo Conquista. Me pareció un poco lamentable todo aquello. Para empezar porque creo que no hacía falta ver a gente como Snoop Dogg, Wiz Khalifa, y otra gente del famoseo estadounidense (y fuera de él) probando en exclusiva este nuevo Battlefield. No sólo porque eran unos auténticos mancos, sino porque, al menos en mi caso particular, es restar puntos con este tipo de publicidad. Por otra parte está el tema gráfico y el propio estilo de juego de Battlefield 1. Mucho poping, texturas y acabados algo raros, y un ritmo de juego que, para lo que yo espero de un Battlefield, se me hizo demasiado trepidante. Mi hype por BF1 ha bajado un poco, eso seguro.


Ubisoft también estuvo presente, pero su conferencia me ha parecido tan mala y tan aburrida, que ni me molesto en comentarla. En definitiva esto es lo que me ha parecido, de momento, lo que está ocurriendo en este E3 2016. Creía que la realidad virtual iba a imponerse con total rotundidad, pero no, al final los juegos (por suerte) han vuelto a ser principales protagonistas. En breve publicaré un listado de los mejores, a mi juicio, tal y como hice el año pasado. De momento, tras contemplar las conferencias, me queda una extraña sensación. Y es que creo que Nintendo ha estado presente en las conferencias de Microsoft y Sony. Aunque parezca una locura, esa es mi impresión. NX, a día de hoy, no se sabe lo que es, y ambos contrincantes han decidido sacar nuevas consolas para hacer frente a lo que saque Nintendo. Perder aquella generación por la existencia arrolladora de Wii fue demasiado doloroso.

Creo que ese es uno de los motivos principales por los que la actual generación está siendo tan extraña. Microsoft ya se ha tirado al charco y anuncia abiertamente nueva consola. Sony lo ha hecho, pero de manera más disimulada. Lo gracioso del asunto es que hoy mismo se va a presentar un juego de NX, por increíble que esto pueda sonar. En unas horas la propia Nintendo hará acto físico de presencia, pero centrándose sólo en el nuevo, y muy esperado, Zelda para WiiU, que también saldrá para NX. A lo largo del día también van a ir surgiendo vídeos de otros juegos muy esperados. Mientras estoy escribiendo esto están publicando material del próximo Call of Duty Infinite Warfare. Ojalá nos encontremos con alguna que otra sorpresa.

4 comentarios:

  1. Buen resumen Solid. Yo destacaría la puesta en escena de Sony arrancando con el GOW y con los músicos en "modo épico".

    No me está gustando nada la concentración de fechas con títulos que me interesan... Por un lado el 13 de Octubre Playstation VR, por otro lado 25 de Octubre el The Last Guardian, por las mismas fechas Battlefield 1 y unas semanas antes el FIFA 17 (es muy probable que después de muchos años no caiga). Creo que me dejo alguno en el tintero.

    Lo dicho, mucha historia y poca pasta y poco tiempo. Si me pillo las VR no le voy a hacer ni puto caso a todo lo demás y/o viceversa... Qué dilema!!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Hombre! Qué pasa "bro"... jeje. Pues sí, nos va a faltar las pelas para tanta historia. En mi caso las RV no me interesan, pero a cambio tengo juegos de ONE a los que seguir como, Gears of War 4 que, también sale junto a todos esos. Octubre y Noviembre de 2016 van a ser un par de meses muy bien cargaditos para todos.

    PD: Cuanto más veo Battlefield 1, más bajón me da :(. No sé si pasaré de él olímpicamente como hice con Hardline, pero me han entrado muchas dudas.

    ResponderEliminar
  3. Tío pues yo cuanto más veo más me está gustando. Mira que soy paquete con los FPS pero me entretienen un montón que a fin de cuentas es lo que interesa.

    Creo que de momento cancelaré las VR porque entre unos proyectos y otros no quiero pasarme... El Battlefield 1 está pasando al primer puesto de mi lista de prioridades videojueguiles.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  4. Supongo que te refieres a los vídeos/gameplays que están pululando por ahí de la Alpha cerrada que están jugando algunos afortunados. No sé, tiene algo que no me acaba de cuadrar. Y sabes bien que si a alguien le flipa los Battlefields es a mí. Para empezar gráficamente me parece una castaña. Vale que es una versión Alpha, pero ya sabemos lo que se parecen las alhpas a las betas, y las betas a las versiones finales...

    Jugablemente, o es cosa mía, o lo sigo viendo muy acelerado. Me recuerda a los Call of Duty de la WWII, más que a los Battlefield de la misma época. Y luego, recuerda que seguirá las modas de los DLCs a saco. No sé, no quiero quitarte las ganas, pero en mi caso lo sigo dejando un poco en "stand by" a la espera que muestren algo más convincente.

    PD: Ahora mismo estoy un poco en "shock" después de completar una maravilla como Ori and The Blind Forest (hace apenas unos minutos...). Es el plataformas que Fumito Ueda hubiese firmado. Qué señor juegazo! En cuanto pueda me pillo la versión física, que creo que casi se ha agotado en días...

    ResponderEliminar