lunes, 30 de marzo de 2015

Semana de cambios en Diablo III: Reaper of Souls


Después de la polémica suscitada por la sorprendente duración de la segunda temporada (no ha llegado ni a dos meses), hoy nos quedan apenas 24h para disfrutar del bonus de experiencia y oro que hace justo una semana Blizzad activó. Bonus que, también y paradójicamente, ha venido cargado de críticas, ya que aunque un 100% de experiencia extra nunca viene mal, no se comprende demasiado que venga acompañado de ese otro 100% de oro extra.

Recordemos que con la gema legendaria Don del Acaparador, la cual hace que los enemigos suelten oro al morir, hace posible ganar en pocas horas una ingente cantidad de oro. Y no es nada descabellado contar a día de hoy con miles de millones de oro, sobre todo si vamos con builds rápidas como la famosa Annihilation Fire de Quin si vamos con un monje. Yo mismo he conseguido realizar la build, y habré conseguido en una semana unos 4.000 milllones farmeando en Tormento 6. O mejor dicho, paseándome por T6, porque esa build del monje es espectacular tanto para subir XP como para hincharte de oro.

Por eso muchos han visto algo innecesario ese plus de ganancia de oro. Y la verdad es que razón no les falta a la gente que se queja de este hecho. El caso es que hoy se acaba este bonus, y justo dentro de 7 días acabará la temporada 2. Para ser más exactos el domingo día 5 a las 21:00 en Europa. Después nos espera el esperado parche 2.2 y para el día 10 comenzará la tercera temporada. Todos los detalles están recogidos en la web oficial.

Personalmente me parece todo muy precipitado. Si bien la Temporada 1 se hizo larga, se me hace poco justificable que la segunda acabe de esta manera. El parche 2.2 bien que tiene la culpa, supongo, pero es normal que la gente se cabree. Las temporadas se crearon para que nos hagamos un PJ desde 0 con la compensación de que se puedan usar ítems nuevos y exclusivos. En menos de dos meses es realmente complicado preparar tu personaje, no digo ya "top", sino con una build mínimamente decente. Y ya no digamos el hecho de pensar en preparar más personajes. Sencillamente es imposible.

Por mi parte, tengo a mi monje preparado para casi cualquier build. Se me ha dado bastante bien esta segunda temporada (cuestión de suerte) y he podido probar casi todo lo que se puede hacer con esta clase actualmente. Me quedo con las ganas de echarle el guante a un horno, para poder hacer fallas más allá de 40-42, pero vamos, tampoco es una cosa que me obsesione. Para la tercera, seguramente pruebe el bárbaro, que viene con una nueva build de tornados, y ya de paso actualizo a mis dos guerreros, que los tengo hechos una pena. La build sería ésta en concreto (hay que tener en cuenta que esto se hizo en el PTR, por lo que Blizzard todavía podría cambiar algo):

No hay comentarios:

Publicar un comentario